• Encontrá tu sucursal

La historia de Verónica Moran

En Dieta Club Río Cuarto

"Hacía 12 años que luchaba contra mi obesidad sin que nada me diera resultado... Probé todas las dietas que se me cruzaban y ninguna tenía buen final, siempre terminaba comiendo lo mismo, bajaba unos kilos y apenas probaba algo fuera de lo establecido, perdía el control y volvía a aumentar sin poder sostener los kilos bajados. Me ponía muy triste y eso hacía que la dieta fracasara, pero cada vez era peor, comía sin sentido, me devoraba una caja de chocolates en un minuto sin siquiera sentirle el gusto y obviamente con ganas de seguir comiendo mas... Asi fue que llegue a pesar 133 kg con 32 años y una vida sedentaria, dedicada a mi familia, a la casa y a la oficina, siempre encerrada, dejándome para el último y solamente con ganas de no hacer otra cosa mas que COMER y DORMIR. Un día estaba muy triste, lloraba por cualquier cosa y dije BASTA!! TENGO QUE HACER ALGO POR MI, PERO TIENE QUE SER AHORA!! Y es asi como decidí operarme para colocarme una banda gástrica; contando con el apoyo de mi familia y de un grupo de médicos excelentes, me opero en Córdoba sabiendo que ésta era la gran oportunidad que tenía para cambiar mi vida y así fue... logre bajar 30 kg en un año, pero hubo una meseta de 8 meses en la cual estaba en el mismo peso (103 kg), y por indicación de mi médico de Córdoba me aconsejo que vaya a DIETA CLUB en RIO IV para modificar mi alimentación y estar mas controlada con el peso... Aunque ya conocía a DIETA CLUB por mi hermana y con muy buenos resultados, para mí no dejaba de ser una "dieta" más, por eso uba con muy pocas esperanzas de lograr algo, con lo cual me equivoqué, ya que no solo logré bajar 27 kg en un añó, sino que mi estilo de vida fue cambiando de a poco, logrando hábitos en mi alimentación, pudiendo mantener una conducta frente a la comida y aceptando que esta enfermedad que tengo la puedo controlar. Ahora estoy empezando la etapa del mantenimiento y estoy muy feliz, porque se que sigo contando con el apoyo de mi coordinadora de grupo, que siempre estuvo en todo momento alentándome y diciéndome que en esto no hay imposibles y que "SI SE PUEDE CAMBIAR". Además cuento con los profesores de gimnasia que han logrado hacerme bailar y sobretod, a valorar lo importante que es para mi salud y para el tratamiento la actividad física. Hoy mas que nunca estoy convencida de que no hay soluciones mágicas, y que sin esfuerzo nada se puede lograr, sólo tenemos que estar seguros de que en esta lucha contra la obesidad, son nuestras ganas de estar bien las que nos van a hacer triunfar... EXITOS!!!" Verónica Moran Río Cuarto 25/03/09
Dejá tu comentario
  • CALCULÁ TU IMC